Consejos para cuidar el motor

Cuidar el motor de un coche es algo fundamental para que este pueda tener un mayor rendimiento y que así se logren tener los resultados deseados. En todo caso, si necesitas un taller de confianza para tu coche te recomiendo autingo.es, porque allí encontrarás los mejores talleres en tu ciudad.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que, incluso cuando tu motor se encuentra en buen estado se pueden aplicar ciertos consejos para el cuidado. En este post ha reunido los consejos más prácticos para ello, y así se conseguirán los mejores resultados.

¿Cómo puedes cuidar el motor?

En todo caso, debes asegurarte de darle una mayor durabilidad a tu motor para que el coche esté en buen estado por más tiempo. Para ello, sigue estos consejos:

Cambia el aceite

El cambio de aceite es una reparación fundamental en cualquier coche, porque así se logrará mantener una buena lubricación en el motor. En todo caso, podrás asegurarte de que tendrás los resultados esperados si realizas el cambio de aceite en los momentos adecuados.

Este es un mantenimiento que se debe hacer entre los 5.000 y los 30.000 kilómetros, motivo por el cual es indispensable que se haga para tener un buen desempeño. En todo caso, esto permitirá que las piezas no se desgasten de forma prematura.

Cambia la correa de distribución

La correa de distribución es una pieza fundamental para que el coche esté en perfecto estado, y esta tiene una vida útil de 100.000 kilómetros. Siempre se debe cambiar en este kilometraje para que no se rompa y cause problemas en tu motor.

Sin embargo, algunos aspectos como las fugas o las pérdidas de tensión suelen causar desgastes prematuros en la correa de distribución. Por este motivo, se recomienda estar revisándola de forma periódica y en caso de ser necesario cambiarla para tener un buen rendimiento.

Mantén los neumáticos a punto

Los neumáticos son fundamentales cuando se quiere cuidar el motor, en especial porque estos deben mantener una presión óptima para un desplazamiento más suave. Se debe revisar la presión de los neumáticos de forma periódica, para que se puedan tener siempre unos resultados adecuados.

Una presión muy baja en los neumáticos causará un mayor esfuerzo en el motor, lo que hace que se desgaste mucho más. Por este motivo, siempre será recomendable verificar que tus neumáticos se encuentren en buen estado, y así evitar cualquier tipo de inconveniente, puesto que lograrás tener los mejores resultados.

Deja un comentario